​Cómo empezó este sueño?

Este es un espacio que nace de un gran sueño: apoyar a las madres lactantes. Si, yo también soy madre y también sentí dolor, frustración y quise "tirar la toalla" con la lactancia. A pesar de que había leído infinidad de libros y hasta había hecho un súper curso de lactancia, nada me preparó para lo que venía. A los cinco días de haber nacido mi bebé estaba apunto de desistir, tenía un pecho con una grieta enorme y yo solo me repetía en mi cabeza que nada de lo que había hecho había valía la pena. Ese día recuerdo que miré a mi marido y le dije "no puedo más". Luego, miré a mi bebé que estaba con sus ojos cerrados tomando de ese doloroso pecho. Lloré y le pedí perdón. Respiré por unos segundos y, de pronto, en mi mente apareció la imagen de la asesora de lactancia con la que había tomado un curso online durante mi embarazo. 

No lo dudé ni un segundo y tomé el teléfono. Unas horas después, ese mismo día, estaba ella, a mi lado, devolviéndome la tranquilidad, la paz y la firme seguridad de que yo podía conseguir alimentar a mi bebé. Ese día gracias a ella pude, por primera vez en mi vida, dar pecho sin dolor. 

Este espacio se lo dedico a mi asesora y a toda las asesoras de lactancia del mundo. Su labor transforma vidas, como la mía y la de mi bebé. 

Todos los derechos reservados © 2020 Lactadvisor.